La lactancia materna en los principios de la cultura gastronómica

.

El medio en que vive el feto, el saco amniótico, cambia en función de los gustos alimenticios de la madre, porque los sabores de su dieta se trasmiten y dan sabor al fluido amniótico.

Algunos de estos sabores también se encuentran en la leche materna, lo que sugiere que las primeras experiencias infantiles con la cocina de su cultura ocurren mucho antes de que prueben por primera vez alimentos sólidos.

.

El medi en què viu el fetus, el sac amniòtic, canvia en funció dels gustos alimentaris de la mare, perquè els sabors de la seua dieta es transmeten i donen sabor al fluid amniòtic.

Alguns d’aquests sabors també fan via en la llet materna, cosa que suggereix que les primeres experiències infantils amb la cuina de la seua cultura s’esdevenen molt abans que tasten per primera vegada aliments sòlids.

Os recomendamos la lectura del interesante artículo “Explorant els principis de la cultura gastronòmica” (Mètode 40, Hivern 2004) sobre la gastronomía, sus orígenes y el importante papel que tiene en ella la lactancia materna.

Mètode, magnífica revista de divulgación científica editada por la Universitat de València, nos ofrece la oportunidad de profundizar en los inicios de nuestra cultura gastronómica de la mano de Julie A. Mennella.

El feto ingiere líquido amniótico, que le transmite los sabores de lo que ha comido su madre. Entra así en contacto con su cultura materna a través de la comida.

La lactancia materna es la continuación de esta cultura gastronómica recién estrenada, que se completará cuando el niño empiece a ingerir alimentos distintos a la leche materna.

Nos ha parecido sumamente cuidado y bien documentado este artículo, y nos ha encantado que incluya detalles tan bonitos como que cada madre deja una marca de leche diferente en la boca de su hijo, siendo esto una transmisión de cultura.

Que el líquido amniótico y la leche materna compartan una relación en sus perfiles de sabor con los alimentos comidos por la madre sugiere que la leche materna debe hacer de puente entre las experiencias con los sabores en el útero y los alimentos sólidos.

Además, la dulzura y las propiedades texturales de la leche, como por ejemplo la viscosidad y la manera de fluir en la boca, varía de madre a madre, y esto debe implicar que la lactancia, a diferencia de otros métodos de alimentación, adiestra al niño para que pueda disfrutar de una rica y variada fuente de experiencias quimiosensoriales.

El tipo e intensidad de sabores experimentados en la leche materna deben ser únicos para cada niño, pero también ayudan a identificar la cultura a la cual pertenecen. Es interesante observar que, hace miles de años, Hipócrates explicaba que la leche materna era la más adecuada para el niño porque se hacía a partir de la misma transformación de la sangre que el líquido amniótico y que, por tanto, era una fuente de nutrición ya familiar para el bebé.

Investigaciones recientes han demostrado que le resulta familiar en más de un sentido.

Que el líquid amniòtic i la llet materna compartesquen una relació en els seus perfils de sabor amb els aliments menjats per la mare suggereix que la llet materna deu fer de pont entre les experiències amb els sabors en l’úter i els aliments sòlids.

A més, la dolçor i les propietats texturals de la llet, com ara la viscositat i la manera de pintar la boca, varia de mare a mare, i això deu implicar que la lactància, a diferència d’altres mètodes d’alimentació, ensinistra el nen perquè puga gaudir d’una rica i variada font d’experiències quimiosensorials.

El tipus i intensitat de sabors experimentats en la llet materna deuen ser únics per a cada infant, però també ajuden a identificar la cultura a la qual pertanyen. És interessant observar que, fa milers d’anys, Hipòcrates explicava que la llet materna era la més adequada per al nen perquè es feia a partir de la mateixa transformació de la sang que el líquid amniòtic, i que, per tant, era una font de nutrició ja familiar per al nadó.

Investigacions recents han demostrat que li resulta familiar de més d’un sentit.


2 comentarios en “La lactancia materna en los principios de la cultura gastronómica

  1. Excelente Mètode, excelente el artículo de Mennella, y excelente vuestro blog, desde luego. Por si alguien quiere leer más textos científicos de esta investigadora, basta con poner en PubMed (www.pubmed.gov) lo siguiente:
    Mennella JA[Author]
    Un abrazo!
    Julio

    • Julio, gracias de nuevo por tus palabras y tus aportaciones que sin duda le dan más calidad a nuestro blog. Esperamos seguir contando con tu presencia en esta nuestra casa, donde siempre serás muy bien recibido.
      ¡Hasta pronto!

Los comentarios están cerrados.