Las leyes para proteger y fomentar la lactancia materna siguen siendo inadecuadas en la mayoría de países (informe OMS/UNICEF/IBFAN, mayo 2016)

“Las madres tienen derecho a obtener la información adecuada. (…) No se debe permitir que una comercialización ingeniosa manipule la verdad, que es que no hay ningún sustituto de la leche de la madre”.

Werner Schultink, jefe de nutrición de UNICEF.
Comunicado de prensa conjunto OMS/UNICEF/IBFAN (9 de mayo, 2016)

 

Informe Código OMS mayo 2016Hemos hablado en otras ocasiones de por qué los poderes públicos deben promocionar la lactancia materna y cómo pueden hacerlo.

El pasado mes de mayo (2016), la OMS, UNICEF y la IBFAN (Red internacional de acción en materia de alimentación de lactantes) publicaron el primer informe mundial sobre la aplicación del Código Internacional de Comercialización de Sucedáneos de la Leche Materna (1981. OMS, UNICEF) en 194 países.

El Código vela por que les llegue a las madres una información clara y veraz sobre lactancia materna y que la imagen de la lactancia artificial difundida por los fabricantes y distribuidores del sucedáneo de leche materna no sea engañosa.

Este informe analiza las leyes nacionales elaboradas para proteger y fomentar la lactancia materna. En la mayoría de países las leyes siguen siendo inadecuadas. Ha habido un ligero progreso legislativo, pero solo 39 países han promulgado leyes con todas las disposiciones del Código.

España no está entre ellos: el informe lo considera entre los países que han incorporado pocas disposiciones del Código en su legislación.

En España es de aplicación el Real Decreto 867/2008, que recoge algunas de las disposiciones del Código, pero no se aplica a la leche de continuación ni a los biberones y tetinas.

Informe Código OMS mayo 2016 II

Este mapa, incluido en el informe OMS/UNICEF/IBFAN 2016, ofrece detalles de cómo las leyes de los países recogen las recomendaciones del “Código de Comercialización de sucedáneos de leche materna (OMS/UNICEF, 1981)” en su legislación. Solo 39 países las recogen todas.

 

Cada vez hay más países que aprueban leyes en la materia, pero aún hay demasiados lugares donde las madres reciben información incorrecta a través de la publicidad de los sucedáneos de leche materna.

Los beneficios anuales de estas industrias rondan, actualmente, la elevada cifra de unos 45.000 millones de dólares a nivel mundial, y podría alcanzar los 70.000 millones en 2019.

Este crecimiento dificulta los esfuerzos por aumentar las tasas de lactancia materna exclusiva, y hace necesario que los poderes públicos y las autoridades sanitarias aúnen esfuerzos para apoyarla. También para transmitir a la población un mensaje claro de que no existe sustituto que iguale a lactancia materna: no debería estar permitido que la publicidad esconda esta verdad, sutilmente ni mediante mensajes simpáticos o ingeniosos.

Los estados miembros de la OMS se han comprometido a aumentar las tasas de lactancia materna exclusiva durante los 6 primeros meses, hasta en un 50% para el año 2025, dentro de las Metas Globales 2025 para mejorar la nutrición materna, del lactante y del niño pequeño.

La OMS, UNICEF, la Asociación Americana de Pediatría, el Comité de Lactancia Materna de la AEP, recomiendan lactancia materna exclusiva (sin chupetes, tetinas ni líquidos) durante los primeros 6 meses, y continuar con el amamantamiento, además de otros alimentos, hasta los 2 años. A partir de los 2 años, continuar con la lactancia materna hasta que madre e hijo quieran.

PARA Descargar:

Resumen (en español) pdf, 493,29 kb
Informe completo (en inglés) pdf, 4,32 Mb